sábado, 24 de abril de 2010

EN TUS BRAZOS

Photobucket

Amor, mi deseo fluye en las venas
hirviéndome la sangre como fuego,
se desboca todo mi ser y luego,
me entrego a tus brazos, son mi condena.

En ellos olvido todas mis penas
desapareciendo el desasosiego,
dominan mi voluntad, no lo niego
las dulces caricias con que me llenas.

Mi corazón late con armonía,
cuando en susurros dices mía, mía
escanciando mi trova de hechicera.

Quisiera detener ese momento,
y en las alas finísimas del viento
sentir que nuestro otoño es primavera.

1 comentario:

Blue dijo...

Tus suspiros mecen el alma..
hermoso!
Besos
Blue